sábado, 2 de febrero de 2019

Dragon Ball Super: Broly | Reseña




Por Indira García.


Goku y compañía nunca pasan de moda. Llevan más de veinte años al aire en México y el público sigue emocionando cada vez que los ven, gracias a ese éxito se estrenó Dragon Ball Super: Broly, la vigésima película del saiyajin.

Es importante aclarar que es una continuación directa del arco Super del anime, por lo que recomendable tener conocimiento de la saga para entender qué es lo que está pasando. En la película anterior, La Batalla de los Dioses, presentaron a Bills, un poderoso personaje que se enfrentó a Goku y gracias a eso él llegó a su fase Saiyajin nivel Dios. Bills ha sido un personaje recurrente en Dragon Ball Super, ahora es amigo del grupo y convive con ellos sin intención de destruirlos. El villano principal de este episodio es Broly, otro saiyajin del mismo planeta que Goku, que ha sido partícipe de entregas anteriores como un contrincante con un pasado muy al estilo superman. 


Durante una nueva búsqueda de las esferas del dragón encabezada por Bulma (para pedirle a Shen Long verse más jóven), los destinos de ambos se cruzan. Broly tiene de su lado al equipo de Freezer y una vez más busca derrotar a los saiyajines en batalla. Vegeta, Goku y Broly se enfrascan en enfrentamientos durante casi la mitad de la película, con peleas intensas que suben de nivel conforme van avanzando. 

Si es difícil que una segunda parte sea buena, la vigésima es casi imposible. La mayoría de los aspectos de la historia ya han sido explorados y lo único nuevo que ofrece este capítulo alargado únicamente son escenas de pelea con capacidades relativamente nuevas y diferentes, pero con grandes hoyos argumentales. Aunque un punto a favor es que es se tomaron el tema más en serio que la película anterior (La batalla de los Dioses) y no rebajaron a los personajes a un chiste.

Es una pieza imperdible únicamente para los seguidores de la serie. A los ajenos probablemente les parezca mera acción sin sentido, lo que la hará tediosa y aburrida.

Trailer


No hay comentarios:

Publicar un comentario